La Chick-lit

Así como confesé mi interés en la z-lit, debo ahora confesar mi segundo placer culpable de la literatura: la Chick-lit, que fue incrementado por mi lectura reciente de Sabrina 1 – El mundo 0.

Es literatura liviana, de bolso y tacones, que habla de grandes ciudades, del trabajo, de los jefes, del amor… de algunos de los componente más triviales de las vidas de las mujeres jóvenes y de otros más importantes; pero que –en el caso de los primeros- adquieren en éstos una gran importancia, a semejanza de series como Sex and the City –que, valga decirlo, fue adaptada de los libros de Candice Bushnell, lo que viene siendo algo así como un loop de la chick-lit: Sex and the City se adapta de los libros, se potencializa la imagen trivial de la vida de una mujer en una gran ciudad, y el fenómeno de la chick-lit toma más vuelo, y así…

Aunque es entretenida, la chick-lit puede llegar a hostigar y, peor aún, a hacer perder cierto sentido de la realidad. Por esto es bueno aplicar el dicho con respecto a este tipo de literatura: menos es más. Bueno es pasar un rato de piscina o playa sin leer algo muy profundo; pero no hacerlo siempre, ya que se pierde el enfoque.

This entry was published on October 9, 2012 at 4:54 pm. It’s filed under Lectura and tagged . Bookmark the permalink. Follow any comments here with the RSS feed for this post.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: